La disputa entre la Institución Educativa "Miguel Vicente Garrido Ortiz" y la familia Rodríguez


Con perplejidad y estupor vi y escuche la noticia en Teleantioquia de la 7 pm del día 12 de febrero.


ANTECEDENTES:

Antes de la adquisición de los terrenos donde se construyó esta institución anduvo primero como tal "judío errante" de un lado para otro, fundada en el año 1964 con el liderazgo del profesor chocoano Miguel Vicente Garrido (abuelo de la actual alcaldesa de Arboletes Diana Garrido), primero funcionó en los depósitos de arroz y maíz del comerciante Jorge Gutiérrez, luego en donde funciona ahora Residencias Arboletes, después en la casa de dos pisos del paisa Don Eliseo ubicada después de la desembocadura del Río Volcán (antes el caño) y finalmente en el Barrio Kennedy en donde funcionó el Hotel Hawái (diagonal hoy a la droguería la Nacional).


COMPRA DE TERRENOS


los terrenos pertenecieron inicialmente a los hermanos Gabriel, Jairo y Jorge Gutiérrez, paisas, prestantes comerciantes en el pueblo, luego de una partición entre ellos los terrenos donde se construyó el Liceo, según versión del Profesor Cristóbal Teherán Sotelo se le compró a Gabriel Gutiérrez por valor de $ 10.000 pesos y la escritura valió $2.000 pesos, de eso hace ya aproximadamente 55 años, el finado señor Humberto Rodríguez, padre de los reclamantes del lote perteneciente a la institución desde esa época jamás fue propietario de esos terrenos, el solo fue comisionista de venta de lotes aledaños al Liceo de Doña Tina esposa del señor Gabriel Gutiérrez al fallecimiento de este.

INVASIÓN DE TERRENOS POR ESTUDIANTES.


Recuerdo que un 19 de julio de 1975 día de la Juventud y el deporte un grupo de estudiantes del Liceo nos tomamos los terrenos aledaños al colegio parte oriental de la cancha de fútbol, corrimos las estacas y el alambrado 30 o 40 metros de ancho y entre 80 y 90 metros de largo para ampliar la cancha del Liceo la cual era irreglamentaria y la Selección de Fútbol de Arboletes participante en el Campeonato Intermunicipal Departamental cuando le tocaba jugar de local con Caucasia, Cáceres o Tarazá tenía que jugar en canchas de Montería prestadas ya fuera en el Batallón Voltigeros o en la Universidad de Córdoba, con esa acción se acabó el problema.


En buena hora me informan que ya la Alcaldesa Diana Garrido a tomado cartas en el asunto y comisionó dos abogados para dar la pelea en los despachos judiciales en favor de la Institución Educativa, excelente decisión, los estudiantes, profesores, padres de familia y egresados entre ellos el suscrito promoción de 1977 lo vemos con beneplácito.

19 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
Add