top of page

El cambio para Arboletes

Actualizado: 10 may 2023



Un cambio es definido como: “la acción de transformar una cosa por otra, abandonar una cosa o situación por otra” ( https://concepto.de/cambio-2/#ixzz812h4ymRA).


El transcurso de los tiempos trae consigo cambios, esto indica que a cada momento nos exponemos a transformaciones en la vida y el entorno.


Colombia por acción del tiempo y la circunstancia se encuentra en una etapa inédita de transformación de su aparato político y social con la llegada al poder de una nueva persona y con ella un enfoque diferente en el manejo del Estado.


Se acaba de aprobar por parte del Congreso de la republica en Plan de desarrollo Nacional denominado “Colombia potencia mundial de la vida 2022-2026”, donde se establecen políticas, programas, proyectos y acciones encaminadas a la defensa del ser humano como eje central del ejercicio del poder.


Es a partir de ahora que empieza realmente la medición de la gestión del actual presidente y donde quedó plasmado con lujo de detalle las promesas de campaña con indicadores y metas fijadas para el cuatrienio.


En el recorrido del documento es recurrente encontrar las siguientes palabras: la vida, humana, cambio climático, economía popular, mujer, genero, campesinos, indígenas, afrocolombianos, Amazonía, medio ambiente, en fin una serie de términos muy poco usados en los anteriores gobiernos y que hoy están expresando que una nueva forma hacer las cosas, valiéndose para ello de ideas diferentes a las que siempre había gobernado y que tratan de incluir a sectores, territorios y personas que nunca habían sido tenidas en cuenta y los vuelve sujetos sus derechos que aunque ya existían en la Constitución de 1991 no los habían podido ejercer. Es decir, se deja entrever que el gobierno está actuando como un verdadero vocero de la comunidad y no como las visiones anteriores que vieron siempre al pueblo como el principal problema.


La aspiración como Arboletero, es que esta ola de cambio llegue al municipio o al menos se puedan cosechar los frutos que se han sembrado en actual Plan de desarrollo del presidente Petro y de esta manera se cumpla el segundo principio de los siete axiomas descritos en el Kybalión, el de la “Correspondencia: como es arriba, es abajo; como es adentro, es afuera. Afirma que este principio se manifiesta en los tres Grandes Planos: el Físico, el Mental y el Espiritual”.

Es necesario entonces que desde ya la actual administración Municipal de Arboletes se sintonice con el gobierno y el actual momento político, sentando las bases para enrutar el municipio hacia el progreso local.


Los que por razones de la vida hemos tenido que vivir largos años por fuera de Arboletes, el amor por el terruño nos aflora, vivimos añorando regresar y cada vez que volvemos nos encontramos con los recuerdos, echamos de menos algunos objetos que ya no están, pero también podemos darnos cuenta que hacen falta muchas cosas que ya en otras latitudes se vienen dando, atreviéndonos a decir que es el pueblo que amamos, pero no es el que queremos ver.


Extrañamos los fuertes vínculos de solidaridad que existían en las personas, nadie era desconocido, a todos los unía un pasado común, se compartían los mismos mitos y leyendas, en suma, se podría decir que eso era una verdadera comunidad.


El Arboletes anhelado será aquel que reivindique sus raíces, sus costumbres, comidas típicas, bailes, fiestas y el calor humano de la época pasada, pero que mire hacia el horizonte, hacia el desarrollo integral, donde los seres humanos sean el eje central, que piense en la infraestructura física sin dejar de lado lo social o el desarrollo humano.


Como estamos ad portas de una nueva elección de alcaldes en el mes de octubre es imperativo que la comunidad se empodere y exija los cambio no solo de persona sino de estilo y filosofía, donde el nuevo personaje que llegue a la dirigir los destinos del Municipio llegue con un gran respaldo de la comunidad, pero que cumpla a la hora que ella exija su respaldo y ser escuchada. Pues está probado en Colombia que cuando no se atiende con prontitud y respeto las demandas de las comunidades o se actúa con negligencia es la razón por la cual surgen las acciones de la delincuencia, de las mafias o las guerrillas.


La población Arboletera también debe de entender que los cambios no se dan por si solos, que a los que elegimos en los cargos públicos, sólo son nuestros representantes y la facultad de remoción de los mismos también es nuestra, dado el poder nunca suelta nada sino se reclama, esto es un ejercicio válido en toda democracia.


En otras palabras, el cambio va a llegar si y solamente si lo queremos, si lo buscamos y nos sintonizamos con él. Como es obvio traerá traumatismo, incomprensiones y requerirá algunos ajustes.


¡Si Colombia eligió el cambio, se espera que Arboletes también cambie!

66 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Kommentare


Add
bottom of page